Newsroom

Ministros del CBF a refugiados e inmigrantes respecto de la orden de prohibición para viajar a los Estados Unidos

CBF-News-Update-banner

30 de enero, 2017

Por Aaron Weaver

DECATUR, Ga. —  Con un movimiento de la pluma presidencial la semana pasada Los Estados Unidos dieron la espalda a muchos quienes intentan escapar de la guerra y los conflictos. Mientras que la orden ejecutiva del presidente impida la entrada a los Estados Unidos tanto de refugiados sirios como de visitantes y refugiados de otros siete países de mayoría musulmana, el Compañerismo Bautista Cooperativo (CBF por sus siglas en inglés) continuará su trabajo con refugiados e inmigrantes en los Estados Unidos y alrededor del mundo, difundiendo la esperanza en Cristo a aquellos quienes más la necesitan.

La Coordinadora Ejecutiva del CBF, Suzii Paynter, dijo que los Bautistas Cooperativos dirigirán su mirada y escucharán a aquellos quienes el mundo ha desamparado y olvidado.

“Como Cristianos Bautistas, el amor a Cristo nos obliga a erigirnos en solidaridad con nuestros vecinos del mundo –los oprimidos, los no escuchados y aquellos que viven marginados”, -manifestó Paynter-. “Como una fraternidad, nuestras iglesias y misioneros respaldan a refugiados e inmigrantes en los Estados Unidos y alrededor del mundo, propagando la fe y ofreciendo consuelo en un mundo que con demasiada frecuencia muestra odio y temor por encima de la paz y la aceptación.”

Stephen Reeves, quien dirige las iniciativas de apoyo del CBF, compartió el llamado de Paynter de erigirse en solidaridad con los refugiados e inmigrantes.

“Debemos alzar nuestras voces como Cristianos y proclamar en voz alta que el miedo, el odio y la codicia no son valores del Evangelio y no son dignos de nuestra democracia,” -declaró Reeves.- “Estos momentos difíciles demandan que no sólo alcemos nuestras voces de frente a los funcionarios elegidos, sino también que nos acerquemos más a los inmigrantes y refugiados que viven entre nosotros; debemos conectarnos y fortalecer relaciones con organizaciones en nuestras ciudades que llevan a cabo este trabajo; de igual manera debemos apoyar a los misioneros del CBF quienes han servido por años a estas comunidades vulnerables alrededor de mundo.

“Debemos actuar con compasión y buscar justicia a la vez,” -puntualizó Reeves- .

Reeves enfatizó que CBF Advocacy continua intensificando su trabajo en favor de los inmigrantes y refugiados a través de la interacción con organizaciones asociadas tales como Bread for the World, Baptist Joint Committee for Religious Liberty, Evangelical Inmigration Table and Bible, Badges and Business coalition. CBF Advocacy  también trabaja en el respaldo de una solución bipartidista para extender la protección legal y los permisos de trabajo a jóvenes inmigrantes indocumentados llegados a Estados Unidos cuando eran niños.

“Esperamos que el decreto bipartidista BRIDGE, reintroducido en el Senado y en la Cámara de Representantes, sea un vehículo importante para extender la protección del programa de Acción Diferida para los Llegados en la Infancia (DACA, por sus siglas en inglés) en favor de estudiantes buenos y respetuosos de la ley criados en los Estados Unidos,” Reeves puntualizó.

Reeves añadió que CBF Advocacy también está trabajando con organizaciones asociadas para proveer recursos y promover prácticas óptimas en las iglesias que están considerando proveer refugio a aquellos bajo amenaza de deportación.

Rubén Ortiz, co-líder de la Red latina del CBF y pastor titular de La Primera Iglesia Bautista Hispana de Deltona, en Florida, ha estado representado a esta organización como parte de grupo de trabajo latino en  Bread for the World, el cual viene apoyando el decreto BRIDGE como miembro de la coalición plural Faith Voices for Inmigrations (Voces de Fe para la Inmigración).

“Nuestras oraciones están con nuestros líderes y pastores de familias inmigrantes preocupadas de que puedan ser señaladas, detenidas y deportadas,” -comentó Ortiz-. “Estamos viviendo un tiempo de compromiso y participación.  La gente de Jesús no puede quedarse en silencio. Como líderes de fe estamos más unidos que nunca y censuramos el lenguaje peyorativo que ha sido usado en contra de los refugiados. Creemos firmemente que la retórica inflamatoria no tiene lugar en nuestra respuesta a esta crisis humanitaria. Reafirmamos que los refugiados son una riqueza para nuestro país.”

El Evangelio llama a “Acoger al otro”

El Coordinador de las Misiones Globales del CBF Steven Porter declaró que a pocas horas de haberse hecho pública la orden ejecutiva del 27 de enero, recibió mensajes de los misioneros del CBF expresando su preocupación sobre compañeros de otras naciones quienes ahora enfrentan la deportación a países de los que recientemente huyeron para proteger sus vidas.

Porter señaló que ante la incertidumbre y los sentimientos de consternación, los cristianos deben recordar su llamado espiritual para trabajar en “acoger al otro”.

“En las Escrituras, Dios Trino llama a la iglesia a acoger a otros así como Cristo nos acogió a través de su hospitalidad hacia los extraños (Mateo25:31-46), el amor hacia los enemigos (Mateo 5:43-48) y la activa promoción de la paz (Mt 18:15-20),” –comentó Porter- “Dicha tarea es constitutiva del testimonio de las iglesias y representa un llamado cruciforme para combatir la política partidistas con “la política de Jesús.”

 Misioneros piden oración por los refugiados e inmigrantes

 Kim y Marc Wyatt, misioneros del CBF, instaron a la oración por los refugiados, sus familias y los demás misioneros que sirven alrededor del mundo.

“Les invitamos a unirse en oración por los refugiados que se desplazan alrededor del mundo y que encaran dificultades más allá de nuestros problemas diarios y que enfrentan opresión ante el temor,” –expresaron los Wyatts –. “Oren también por los misioneros del CBF quienes apoyan a los refugiados compartiendo el amor por Cristo en cara a las aparentemente insuperables adversidades.”

En octubre del 2015, en Raleigh, Carolina del Norte, los Wyatts abrieron una casa de tres recamaras para nuevos refugiados. La casa,  llamada “Welome House”, se estableció en colaboración con el Comité Estadounidense para Refugiados e Inmigrantes y con el apoyo del CBF de Carolina del Norte. Desde entonces “Welcome House” ha sido hogar de 146 refugiados de países devastados por la guerra como Iraq, Afganistán, Burundi, Congo y Etiopía. Entre los refugiados están dos de las primeras familias sirias en ser reubicadas en el área de Research Triangle.

Esta semana los Wyatts fueron agendados para albergar en “Welcome House” a una de cuatro familias sirias; pero ahora no será posible hacerlo.

“Fuimos agendados para albergar una familia siria la semana próxima,” –comentó Marc Wyatt -. “Las camas están hechas, los pisos limpios; los baños y la cocina están aseados y abastecidos. Pero  a la familia que vendría a iniciar una nueva vida en un lugar seguro al que pudieran llamar hogar, se le dijo ¨ustedes no son bienvenidos ¨”.

Los Wyatts señalaron que han recibido incontables llamadas, correos electrónicos y mensajes de texto desde el viernes que se dictó la orden ejecutiva, inciertos de qué hacer y temerosos de lo que viene en adelante.

“Los refugiados tienen miedo,” comentó Marc, “Los voluntarios y defensores están molestos y quieren saber qué hacer.”

Los Wyatts recapitularon la conversación que tuvieron con su amigo Abdul, un refugiado somalí cuya familia fue reubicada en Raleigh hace un año y quien orgullosamente ondea una gran bandera americana en el frente de su casa. Abdul ahora siente miedo a ser deportado y teme por sus hijos y por cómo la orden ejecutiva afectará a las personas de su país natal, muchas de las cuales han esperado por 10 años o más para dejar los campos de refugiados.

“Estamos pidiendo a nuestra familia del CBF que ore y tenga una apropiada reacción cristiana,” dijo Marc. “Oren por los líderes de nuestro país para que tomen decisiones humanas y justas que influyan en los vulnerables. Oren por quienes sirven en organizaciones y agencias de refugiados e inmigrantes. Oren por los refugiados que están aquí y actúen apropiadamente en respuesta a ello. Movilícense y ofrezcan su ayuda a las agencias y organizaciones de refugiados e inmigrantes y conviertan nuestra preocupación en una genuina acogida para nuestros nuevos vecinos. Es momento que reflejemos la imagen de Dios que está dentro de nosotros.

Los misioneros del CBF Greg y Sue Smith pidieron oraciones para los inmigrantes en todo país. Los Smith encabezan los Ministerios LUCHA, una organización sin fines de lucro basada en la fe, que sirve a la comunidad latina en Fredericksburg, Virginia. La organización se enfoca en la defensa de los derechos de inmigrantes y sus familias, así como en el direccionamiento de las necesidades espirituales y sociales de la comunidad inmigrante.

“Oren por la comunidad inmigrante de nuestra nación. Oren por que la Gracias de Dios ampare a los inmigrantes y a sus familias quienes experimentan el miedo y la ansiedad sembrados por las recientes órdenes ejecutivas de esta administración. Oren también por los misioneros del CBF quienes trabajan con inmigrantes, refugiados, musulmanes y otras comunidades vulnerables y temerosas en nuestro país, para que con sabiduría y compasión se erijan en solidaridad con nuestros amigos y vecinos internacionales.”

Para apoyar el trabajo de las familias Wyatts y Smiths y el de los demás misioneros del CBF que cubren otras necesidades alrededor del mundo, dona aquí a la organización Offering for Global Missions:

Crisis de Refugiados Sirios

En los pasados cinco años el Compañerismo Cooperativo Bautista se ha comprometido en una respuesta multifacética y sostenida con la Crisis de Refugiados Sirios –considerada como “la emergencia humanitaria más grande de nuestra era”- y continúa sus esfuerzos en servir a los refugiados sirios a través de sus misioneros y ministerios asociados en cinco países.

En Junio de 2016, CBF mandó fondos a Janeé Angel, misionera establecida en Bélgica para facilitar el tránsito seguro de 90 sirios cristianos buscando asilo en dicho país, a través de su alianza con Gave Veste, una organización local no gubernamental que ayuda a iglesias y grupos cristianos que acogen y cubren las necesidades de los refugiados. Desde el 2013 CBF ha contribuido con más de $110,000 para socorrer a los refugiados sirios.

***

El Compañerismo Cooperativo Bautista (CBF) es una Red Cristiana que ayuda a las personas a poner su fe en práctica a través de esfuerzos ministeriales, misiones globales y un amplio apoyo comunitario. La misión del CBF es apoyar a cristianos e iglesias en el descubrimiento y cumplimiento de la misión que Dios les ha encomendado.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s